ALERTA Riesgo de convertirnos en ‘BASURA BLANCA TV’

Anuncios

TELEVISIÓN ES ESPECTÁCULO: SI LO OLVIDAS, PIERDES

El bajo nivel de la programación de ficción con formatos de no ficción ya amenaza a la democracia. Con este electorado cualquiera puede ganar si sabe dónde tocar: La Democracia está en peligro porque se acaba, otra vez, diluida entre demasiados electores intoxicados de ‘información’ basura; forzada, exagerada o inventada.

Ésta es la situación: La programación con audiencias masivas de telebasura está alterando año a año de forma muy negativa la formación cultural y los prejuicios de las personas que la ven, son millones y votan.

Se olvidan las normas, legales o deontológicas, de advertir de los programas que provocan situaciones para llamar la atención y subir o mantener audiencia.


FICCIÓN CON FORMATO DE NO FICCIÓN

Los programas de ficción con formato de no ficción alteran y enloquecen los prejuicios y estereotipos de las clases más vulnerables, las de menos formación académica, y otras.

Encima, líderes infantiles y juveniles del deporte, anuncian juegos de azar que fomentan la ludopatía juvenil. Y no te lo pierdas: Presentadores de noticias hechos y derechos anuncian productos. En este escenario: lo que representa para muchos Donald Trump es lo menos malo que puede llegar al poder.

PROGRAMACIÓN PARA ‘CHACHAS’

La familia, la educación, el barrio, los amigos y los medios de comunicación, redes sociales incluidas, son los cinco factores que crean y condicionan los prejuicios y estereotipos que todo el mundo desarrolla; si las personas crecen y se desarrollan con demasiada exposición a la permitida programación telebasura, la fórmula de estos cinco elementos con influencia se vuelve tóxica, para los individuos y para la Democracia.

Con la llegada y existencia de plataformas de TV de pago con programación de más calidad, los canales gratuitos quedaron para las personas de ingresos menores; es programación para chachas e inmigrantes, los nuevos ciudadanos locales; pero con la crisis económica y la dinámica de las cosas, ahora la audiencia es de todo tipo. Todos lo ven, muchos votan.

Es la hora de advertir, de forma obligatoria, de lo que es ficción y lo que no, de lo que está forzado para que provoque más interés.

Todos los editores de informativos saben que las piezas que dan más audiencia son las de noticias de sucesos; pero además, el redactor sabe que se puede forzar la situación, ya que el riesgo de demandas es tendente a nulo por el perfil de los protagonistas de los delitos. Más fácil de hacer, más audiencia, riesgo de consecuencias ante equivocaciones tendente a nulo: Ergo, adelante con ello.

Si aún piensa que la telebasura en exceso no influye tanto sobre las personas haga una prueba: Elija un barrio o pueblo donde no le conozcan y con estadística de delitos igual a cero o tendente a cero; un lugar totalmente seguro para vivir. Monte en una bicicleta y de vueltas. Va a alucinar; demasiados se muestran demasiado temerosos. Luego , en el hotel, hostal, pensión…, ponga la TV de programación gratuita durante horas y días: Le pasará lo mismo a usted cuando se cruce a solas con alguien allí, en esas calles, en esos parques, en esas noches.

ADVERTIR, NO PROHIBIR

No se trata de prohibir, se trata de advertir, como en los paquetes de tabaco, que en el programa que está viendo se utilizan guiones, situaciones forzadas o ficticias, actuaciones… para hacer más atractiva la situación. Hay normas ya aprobadas en la Unión Europea y códigos éticos profesionales.

Si eres profesor de universidad prueba a estar semanas sólo en un trabajo físico; por ejemplo, descargar a mano y hombro sacos de pienso de camiones: créenos, lo único que quieres al llegar a casa es comer y tirarte en el sofá a ver telemierdas. Es tan divertido! Somos o seremos ‘carne de carrefur’, ‘tripa de facebook’. Disfruta, pero si eso: No votes. O sí. V.  LOEWEN

Anuncios

ANUNCIESE EN minianuncio

Anuncios
Anuncios