Llegó a conseguir 10.230 pastillas de un medicamento que contiene fentanilo.

Anuncios

DETENIDA POR FALSIFICAR 240 RECETAS PARA COMPRAR 10.230 PASTILLAS DE FENTANILO

Logroño. La Policía Nacional ha detenido en Logroño a una mujer, que visitó a veintiún médicos en cuatro provincias, entre ellas Soria y Salamanca, como presunta autora de un delito de falsedad documental, tras falsificar 240 recetas médicas con las que llegó a conseguir 10.230 pastillas de un medicamento que contiene fentanilo.


La Jefatura Superior de Policía de La Rioja ha detallado este miércoles, en una nota, que entre los años 2019 y 2022 la detenida visitó a 21 médicos en Logroño, Pamplona, Soria y Salamanca para que le prescribieran la medicación ACTIQ 200, cuyo principio activo es el fentanilo.

La operación «Amapola» se inició en septiembre de 2022, cuando en la comisaría de Logroño se registró una denuncia de una persona por el uso indebido de sus datos personales para adquirir el medicamento ACTIQ 200, que es un derivado de la morfina.

Tras una investigación, agentes de la Jefatura Superior de Navarra detuvieron a una mujer en febrero de 2023 que presuntamente alteraba recetas médicas para conseguir fentanilo, una sustancia «muy adictiva y de moda» en la actualidad.

Según la Policía Nacional, la detenida supuestamente modificaba la fecha de la prescripción, el número de envases recetados y la firma del médico prescriptor, tras haber sustraído las recetas a los facultativos.

El medicamento ACTIQ 200, que solo puede obtenerse con receta médica, debe ser prescrito solo un envase o caja por receta, aunque se pueden dispensar hasta tres recetas diarias con intervalos de tiempo de unos veinte días.

La Policía sostiene que es una «práctica habitual» que los médicos dejen en blanco el casillero de las unidades, puesto que se sobreentiende que se prescribe una unidad y esta mujer aprovechaba ese hueco para escribir un número desproporcionado de envases.

Durante su actividad, por localidades de la zona norte, consiguió que 14 médicos de Logroño, 3 de Pamplona, 3 de Soria y uno de Salamanca prescribieran recetas con la medicación ACTIQ 200, al asegurar que tenía diagnosticada lumbociática con síndrome de cirugía fallida de lumbar.

Con estas recetas llegó a adquirir para consumo propio 341 envases de este medicamento, un opioide que se utiliza como analgésico de liberación inmediata, del que llegó a tomar 10 comprimidos al día.

La detenida es una mujer de 38 años de edad, de origen paraguayo, con residencia en una localidad de Navarra y a la que le no le constaban antecedentes policiales.

La Policía Nacional ha alertado de la peligrosidad del fentanilo, que es similar a la morfina pero 100 veces más potente y que se utiliza para el tratamiento del dolor irruptivo oncológico en adultos. EFE

Anuncios

ANUNCIESE EN minianuncio

Anuncios