CAZA Investigado por osa muerta en Montaña Palentina se persona contra directores

Anuncios

ALEGA Teniendo directo y previo conocimiento de la presencia de la osa, no adoptaron las medidas necesarias para salvaguardar su seguridad.

Palencia. El cazador investigado por la muerte de una osa en una cacería en la Montaña Palentina ha solicitado personarse en las diligencias judiciales que se abrieron contra la directora de la Reserva Regional de Caza Fuentes Carrionas y el director del Parque Natural ‘Montaña Palentina’ alegando ser denunciante-perjudicado.

El pasado mes de junio se abrieron diligencias contra la directora de la Reserva Regional de Caza ‘Fuentes Carrionas’ y contra el Director del Parque Natural ‘Montaña Palentina’ de la Junta para ser investigados por un presunto delito de prevaricación administrativa por omisión por los hechos ocurridos en noviembre de 2020 cuando una osa fue presuntamente disparada y muerta en una cacería al jabalí en la localidad palentina de Ventanilla, según han apuntado Ecologistas en Acción en un comunicado

La defensa del investigado por esta causa ha solicitado ser parte en las diligencias de investigación que se siguen contra los directores, ante lo cual el juzgado ha requerido los motivos de esa petición.

En el escrito de personación se alega considerar al cazador como denunciante-perjudicado, añadiendo que existe relación entre las conductas omisivas de ambos directores y la muerte, señala que accidental, de la osa, según han detallado los ecologistas.

Además, ha trascendido que se alega que los directores, teniendo directo y previo conocimiento de la presencia de la osa, no adoptaron las medidas necesarias para salvaguardar su seguridad. Por ello, han argumentado que se tenía que haber suspendido la cacería de forma previa a su celebración por la presencia de una osa con su cría, de tal forma que no se habrían llegado a producir los hechos.

Según ecologistas, «la caza afecta de forma negativa a la situación de diferentes especies, muchas de ellas protegidas» y por ello, han remarcado que «los cazadores no deben elegir dónde y cómo cazar en la Reserva, sin embargo, desde Medio Ambiente se carga toda la responsabilidad sobre los Celadores de caza, que son los que debe elegir la mancha a batir y provocando de esta manera un conflicto ante la presencia de osos en las zonas que se van a cazar», lamentan.

Por otro lado, los ecologistas han señalado que el investigado, como jefe de cuadrilla, «conoce de primera mano esta situación y ahora lo denuncia consciente de que la implicación no debe ser solamente del personal de campo sino que debe existir una mayor responsabilidad de los puestos superiores del Servicio Territorial».

«No solo Ecologistas en Acción piensa que existe responsabilidad penal por parte de la Directora de la Reserva Regional de Caza y del Director del Parque Natural, sino que la defensa del presunto autor de los hechos y, sin duda, primer presunto responsable de la muerte de la osa también lo considera», ha remarcado la información.

En consecuencia, la organización ecologista confía en que se depuren todas las responsabilidades y «que esta personación no sirva para atenuar la actuación del investigado», ha concluido. EFE

Anuncios

ANUNCIESE EN minianuncio

Anuncios